Si buscas piso, visita nuestra sección PISOS DE ALQUILER

martes, 26 de abril de 2016

La captación de vivienda vacía se ampliará al resto de Aragón (D.L.G. - elperiodicodearagon.com - 26/04/2016)

El Gobierno de Aragón y el Ayuntamiento de Zaragoza irán de la mano en el impulso del programa de captación de vivienda vacía, ya que ayer firmaron un convenio de colaboración por el que la DGA se compromete, aportando solo 45.799 euros, a difundir y promocionar la iniciativa, y exportarla a otros municipios. El problema es que no todos tienen el 1,1 millón de euros que incluye el presupuesto de la capital aragonesa para asumir los entre 2.500 y 3.000 euros anuales que cuesta a las arcas públicas. Pero algo debe hacer cuando tiene solo 307 viviendas disponibles y las solicitudes aceptadas ya triplican esa cifra, 904, y las recibidas la cuadruplican. Así que es más una respuesta a la "frustración" generada por las expectativas que, sin este programa, no podrá cumplir.

Así lo manifestó ayer el consejero de Vertebración del Territorio y Vivienda de la DGA, José Luis Soro, en la puesta de largo de la iniciativa en Zaragoza con la que se aspira a disponer de 1.300 viviendas de particulares en los próximos cuatro años, unas 300 en el 2016, que poder destinar a alquiler social. Y eso que, según sus cálculos, solo son un 10% de las que podrían conseguirse. En la comunidad autónoma, estas cifras son terreno inexplorado.
El modo de funcionamiento será el anunciado hace meses por el responsable municipal de Vivienda, Pablo Híjar. Los propietarios percibirán hasta 4,25 euros por metro cuadrado (297,5 al mes para un inmueble tipo de 70 metros) a cambio de un descuento del 50% en el recibo del IBI, liberarse de los gastos de comunidad, y la posibilidad de obtener hasta 6.000 euros de financiación al 0% de interés y a abonar con la cuota mensual del inquilino, entre otras ventajas.
Mientras, los inquilinos podrán acceder a una vivienda por hasta el 20% de los ingresos de la unidad familiar si son de hasta 1,2 veces el salario mínimo interprofesional (SMI) y hasta el 30% si lo supera. Con un mínimo de 85 euros al mes.
Tanto Soro como la vicealcaldesa, Luisa Broto, también presente, consideraron "inmoral que haya viviendas vacías cuando hay gente que ha perdido la suya". El consejero remarcó que estaban "demostrando que las administraciones somos capaces de colaborar para aplicar políticas de izquierda en beneficio de la ciudadanía". "En Madrid podrían aprender", apostilló.
El problema, en el caso de la DGA, es saber quién va a asumir esos 3.000 euros por vivienda al año. La directora general de Vivienda, Mayte Andreu. Soro afirmó que apuesta por la gestión directa de los ayuntamientos, pero si los municipios no pueden afrontarlo, la comunidad autónoma estará detrás.

No hay comentarios:

Publicar un comentario